USA – Antelope Canyon

Uno de los platos fuertes del viaje: Antelope Canyon. No puedo describir la ilusión que me hacía visitar este cañón, llamado de ranura porque es más profundo que ancho. El agua pasando por las rocas es la responsable de la erosión.

DSC_2435b

En Antelope hay dos cañones visitables: el Upper y el Lower. El más famoso y concurrido es el primero, y es requisito reservar previamente para no quedarse sin entrada, sobre todo si nos interesa ir en hora punta, es decir entre las 11:30 y las 13:00 horas (en verano). El Lower, según los que lo han visitado, no desmerece en absoluto al Upper, pero en esto no puedo opinar porque sólo tuve tiempo de ir al primero.

La idea original y más plausible era visitar primero Bryce bajando desde Canyonlands para seguidamente acercarnos hasta Antelope, pero la falta de plazas en el tour para el día que teníamos planeado verlo nos obligó a variar la ruta y, tras unos días haciendo encajes de bolillos con el planning, al final quedó al revés. Recorriendo unos cuantos kilómetros de más y anulando una reserva de hotel se pudo solucionar sin mayores contratiempos.

La visita al Upper se ha de hacer obligatoriamente con guía. Existen varias empresas que se dedican a hacer tours, cuyas tarifas y horarios son más o menos parecidos, y casi todas ofrecen dos clases: el normal y el fotográfico. La diferencia de precios entre ambos es considerable, casi el doble, por lo que tras dudar mucho si realmente valía la pena pagar tanto, teniendo en cuenta que no soy más que una mera aficionada con más carencias que conocimientos, finalmente elegí el fotográfico, básicamente porque este tipo de tour permite demorarse el tiempo suficiente para hacer las fotos con toda tranquilidad. Y no me arrepentí. Aparte de poder clavar el trípode tantas veces como uno quiera, el grupo fotográfico es muy reducido y tiene preferencia sobre los otros, por lo que el guía hace detenerse al resto de visitantes para conseguir fotos sin intrusos. Y esto realmente es una hazaña porque la cantidad de personas que se agolpa entre esas paredes de roca es asombrosa. Contribuye a esta sensación el hecho de que el cañón es estrechísimo, lo que lo hace aún más agobiante. A decir verdad, esta fue la parte desagradable de la jornada. Obviamente, todo el mundo tiene derecho a ver el cañón, pero quizás se debería limitar el número de personas por día, para que atravesarlo disfrutándolo al máximo no se convierta en una proeza.

DSC_2113b

Preciosas rocas

DSC_2269b

Estrecho cañón

Por suerte, con el tiempo lo malo se olvida y sólo se acuerda uno de lo bueno. En este caso es totalmente cierto, hubo momentos en que me parecieron realmente agobiantes, sobre todo hacia el final de la visita, ya que la entrada/salida estaba imposible de gente, pero en general ese día fue, sin dudarlo, uno de los mejores y más completos de todo el viaje.

DSC_2419b

Mirando hacia arriba

La famosa hora punta coincide con el sol entrando verticalmente por las ranuras del cañón, dando como resultado unos juegos entre la luz y el polvo en suspensión alucinantes y muy vistosos en las fotografías. No es difícil que éstas salgan casi perfectas, con una cámara normal ya se consiguen resultados excelentes sin que sean necesarios grandes conocimientos. Uno de los trucos para que las imágenes adopten ese tono rojizo tan característico es poner el balance de blancos en la posición de “nublado”. El mismo guía, incluso sin pedírselo, prepara la máquina para sacar fotos dignas de un póster.

DSC_2125b

Rayos de sol

DSC_2138b

Hora punta

DSC_2303b

Sol y polvo en suspensión

No sabría decir cuántos metros tiene el Upper, porque una vez dentro es fácil perder la noción del tiempo y del espacio; según lo que he encontrado, estaría entre los 200 y 400 metros. Con el tour fotográfico el recorrido se hace en una hora y media más o menos. Dicho así parece excesivo, pero lo cierto es que entre esas mágicas paredes se podría pasar uno el día entero descubriendo en cada rincón una maravilla fotogénica.

Antelope Canyon es un lugar sagrado para los navajos, casi como si se tratara de una catedral, así que no es de extrañar que en algunas formaciones consigan ver similitudes con el mundo natural, como por ejemplo un oso o un lobo.

DSC_2362b

Oso

DSC_2372b

Lobo

Una vez finalizado el recorrido se sale a la parte posterior durante unos minutos y para volver hay que desandar lo andado, es un circuito de ida y vuelta por el mismo sitio pero no hay peligro de caer en el aburrimiento, se agradece volver a pasar otra vez por esta inolvidable maravilla de la naturaleza.

DSC_2252b

Salida del cañón

DSC_2340b

Jugando con la arena

Por último, remarcar que el objetivo no debe cambiarse nunca, porque el cañón está enclavado en medio del desierto y el polvo que hay constantemente en suspensión podría entrar en la cámara y ensuciarla.

No puedo acabar esta larga etapa sin volver a repetir que Antelope Canyon se encuentra, indudablemente, entre mis preferidos de este recorrido por los parques de la zona. Breve pero intenso, batí mi propio record en cuanto al número de fotos tiradas, lo cual es inevitable pues a cada paso se obtiene una instantánea distinta, tanto por los cambios en la luz como por las diferentes perspectivas de las rocas. No en vano es uno de los lugares más visitados y fotografiados de la zona.

Horseshoe Bend

A menos de 5 millas de Page se encuentra Horseshoe Bend o la herradura más bonita del mundo. Se trata de un meandro del Colorado, aunque aquí el río luce de un verde intenso. Majestuoso paisaje que se observa desde un mirador con excepcionales vistas y acantilados de vértigo.

DSC_2464b

Horseshoe Bend

DSC_2476b

Acantilados

Desde el aparcamiento hasta el mirador hay unos 20 minutos andando por la arena, así que atención al calzado porque el suelo está realmente caliente y puede resultar una tortura caminar por ese desierto ardiente si, como una servidora, sólo se llevan unas sandalias.

DSC_2482b

Camino de Horseshoe

DSC_2463b

El desierto

Lago Powell

Poco pudimos disfrutar de la inmensidad de Horseshoe porque llevábamos contratada y pagada una excursión por el Lago Powell. El tour en barco, de hora y media de duración, resultó menos interesante de lo que prometía, pues aquello es tan inmenso que entre ir y volver a la zona más bonita se emplea casi una hora, y una vez allí a mí me pareció un paisaje bello pero al mismo tiempo un tanto monótono.

DSC_2529b

Lago Powell

DSC_2540b

Lago Powell

El Lago Powell es un lago artificial que se encuentra en el Parque Natural de Glen Canyon. Por tanto, si no se lleva el pase anual de los parques hay que pagar la entrada que cuesta 15 dólares. Es un lugar de recreo bastante concurrido, y cuenta con un hotel, restaurantes, alquiler de barcos, puerto deportivo, etc.

DSC_2626b

Lago Powell

DSC_2642b

Puerto deportivo

Hay diferentes tipos de tours. El más interesante parece ser que es el que lleva hasta Rainbow Bridge, uno de los puentes naturales más largos del mundo. Digno de verse, sin duda, pero para llegar hasta allí la excursión emplea unas 6 horas y sale dos veces al día con lo cual, entre el tiempo que tarda y la obligación de acomodarse a los horarios de salida, hace que a este tour haya que dedicarle casi todo un día.

Nosotros optamos por el Antelope Canyon, que es el más económico y el que sale con más frecuencia. Como ya he dicho, bonito paisaje pero al final se me hizo un poco pesado, lo más interesante fue pasar por entre las estrechas paredes, tan cerca que casi podían tocarse.

DSC_2569b

Surcando el lago

DSC_2587b

Estrecho paso

Un día de lo más completo y de los mejores del viaje sin duda alguna. Antelope Canyon es un lugar inolvidable que casi justifica por sí solo el ir hasta allí. No será el único lugar en el mundo de estas características, pero para mí, habiendo visto sólo éste por el momento, me parece de lo mejor de este planeta.

Enlaces:
Antelope Canyon: Antelope Canyon

Hay varias empresas que se dedican a hacer tours, una de ellas es Tour Antelope

Glen Canyon: Glen Canyon

Excursiones y alquiler de barcos en Lake Powell: Lake Powell

Anuncios

4 comentarios en “USA – Antelope Canyon

  1. MARAVILLOSAS !!!!!!!!!. Amiga Enrica, estás haciendo un trabajo …ESPECTACULAR!!!!!!. No tengo mucho tiempo últimamente, pero no no pienso perderte de vista. FELICIDADES!!!!.
    Un abrazo GRANDE y FELIZ FINDE!!!!

    Ángeles

    Le gusta a 1 persona

  2. Pingback: Antelope Canyon i am travel blogger

  3. Pingback: USA – Datos un poco prácticos | impresionesviajeras

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s