Grecia – Rodas: centro histórico

Rodas se convirtió, en el siglo XIV, en el hogar de los Caballeros de San Juan de Jerusalén, donde permanecieron dos siglos dejando una importante huella arquitectónica en la capital de la isla.

Por orden de visitas: globo granate: Hospital de los Caballeros / amarillo: Torre del Reloj / verde: Murallas / azul marino: molinos / morado: Fuerte de San Nicolás / naranja: ciervos de Rodas / azul claro: Plaza Ippokratous / lila: Palacio del Gran Maestre / marrón: mini-crucero

Tras la bonita tarde en Lindos pasamos el día y medio siguiente en la capital, también llamada Rodas. La idea inicial era dedicarle únicamente una jornada pero los horarios de los vuelos a Santorini nos hicieron alargar la estancia una mañana más, que empleamos en completar la visita a la ciudad medieval. Iniciamos el paseo entrando en el centro histórico, separado de la ciudad moderna por una muralla de cuatro kilómetros. El primer objetivo era el Hospital de los Caballeros (de 8:00 a 20:00, 8 euros), que alberga el Museo de Arqueología. Como su propio nombre indica, se construyó en el siglo XV para acoger a los enfermos de la Orden.

Hospital de los Caballeros

Dividido en dos plantas, en el patio inferior porticado hay un león del siglo I a.C.

León en piedra

Pórtico del patio

En la planta superior está la sala de enfermería, ahora completamente desnuda pero que en su momento pudo tener hasta cien camas.

Sala de enfermería

Algunos mosaicos nos recuerdan la magnificencia que tuvo en el pasado este edificio, que en realidad fue totalmente reconstruido por los italianos a principios del siglo XX cuando ocuparon la isla y lo encontraron en un estado ruinoso.

Mosaico

El Museo de Arqueología ocupa una buena parte de las salas de la segunda planta y contiene importantes restos y objetos encontrados en toda la isla. Por desgracia, no está permitido hacer fotos.

La calle principal (Odós Ippoton) conduce directamente al Palacio del Gran Maestre, pero dejamos esta visita para otro momento en que no hubiera tanta afluencia de público. Callejeando por esta ciudad medieval mientras hacíamos tiempo hasta que abrieran las murallas (de lunes a viernes de 12:00 a 15:00, 2 euros) dimos de cabeza con la Torre del Reloj, y la posibilidad de tener unas buenas vistas junto al reclamo de incluir una bebida en el precio de la entrada (5 euros) nos convencieron de que era una buena idea subir para tomar no solamente unas fotos.

Torre del Reloj

Las vistas no estaban mal aunque en realidad la ciudad me estaba gustando tirando a poco.

Mezquita

Palacio del Gran Maestre

Murallas

Tras el refrigerio dimos una pequeña vuelta por las zonas  menos turísticas y más solitarias de la ciudadela. No sé por qué había imaginado que se trataría de un museo al aire libre pero me sorprendió encontrar un lugar donde todavía vive mucha gente, y pensándolo bien es lógico dadas sus dimensiones.

Iglesia de Santa María

Callecita de la ciudad medieval

Nos encaminamos ya hacia las murallas pues si antes aún no habían abierto ahora se nos estaba echando el tiempo encima y pensábamos que no tendríamos tiempo de completar el paseo. Construidas en el siglo XIV y reconstruidas en el XV tras un terremoto, rodean la ciudadela entera pero no se pueden recorrer en su totalidad. La ruta empieza en la Puerta de San Antonio, justo al lado del Palacio del Gran Maestre, de gran similitud arquitectónica con las murallas, y finaliza en la Puerta de San Juan, que es por donde salimos para no volver a repetir un camino algo aburrido. En total no llegó a media hora de paseo con paradas para fotos y vídeos incluidas, por lo que al final hasta nos sobró tiempo.

Puerta de San Antonio

Palacio del Gran Maestre

Murallas y foso

Por no alejarnos demasiado nos dejamos timar en un bar del centro aunque no hubiera sido necesario puesto que tras el triste sandwich salimos de la ciudadela para dar una vuelta por el muelle hasta el fuerte de San Nicolás pasando por la zona de los molinos y acabando en el lugar en el que un día, hace ya mucho, estuvo el Coloso de Rodas y hoy ocupan dos ciervos sobre unas columnas que construyeron los italianos.

Desde la ciudadela

Los molinos

Los ciervos de Rodas

Habíamos decidido dejar el Palacio del Gran Maestre para la mañana siguiente, pero tanto las visitas como el callejeo nos estaban ocupando menos tiempo del previsto y como todavía era pronto para retirarse cambiamos el plan y fuimos de vuelta a la ciudad medieval. Intento frustrado pues pese a que el Palacio cierra a las ocho de la tarde, la exposición sobre Arte Bizantino incluida en el precio de la entrada lo hace a las cinco. Definitivamente, la visita sería al día siguiente y ya echamos el resto de la tarde sin ningún propósito concreto, haciendo algunas fotos y completando la ruta por algunos rincones de la ciudadela.

Odós Lipoton

Restos de la Iglesia de Santa María del Burgo

Para la cena de esa noche no nos movimos de la ciudad medieval y fuimos a Restaurante Dafni, en pleno centro pero situado en un callejón y, por tanto, de lo más tranquilo. Tomamos típica comida griega, calamares y moussaka, con una aceptable relación calidad-precio. Después intenté hacer una foto nocturna de la plaza Ippokratous que había visto en un cuadro del hotel pero el resultado no fue el esperado a causa de que la que quería imitar estaba hecha desde mayor altura. Eran poco más de las diez de la noche y sólo quedaba alguna tienda abierta pero ni un alma, en contraste con los centenares de cruceristas que nos habíamos ido encontrando durante buena parte del día.

Plaza Ipppokratous

Al día siguiente nos quedaba una mañana entera en Rodas hasta que saliera el avión a las seis de la tarde y pocas actividades con qué llenarla salvo volver a la ciudadela. Ir a la playa no era algo que nos apeteciera especialmente sin habitación disponible para cambiarse después y hacer una excursión fuera de la capital aún menos. Nos habría dado tiempo a ir y volver al Valle de las Mariposas, a tan sólo 25 kilómetros, pero mayo no es un buen mes para hacer esta visita ya que el auge mariposil es en julio y agosto.

Quedaba pendiente desde el día anterior la visita al Palacio del Gran Maestre (de 8:00 a 20:00, 6 euros), una fortaleza donde vivía el capitoste de la Orden pero que sucumbió a una explosión, por lo que nuevamente los italianos pasaron a la acción y lo reconstruyeron al parecer sin ninguna similitud con su predecesor. Aquí se alojaba Mussolini cuando visitaba la isla.

Entrada al Palacio del Gran Maestre

El patio inferior porticado del Palacio guarda un aire familiar con el Hospital.

Patio del Palacio

Patio porticado

La planta superior tiene salas con mucha decoración, más parecido a lo que entiendo yo por un Palacio que el Hospital del día anterior.

Sala del Palacio

Mosaico

Escalera del Palacio

La exposición de Arte Bizantino ocupa una buena parte del palacio y fue de lo más interesante, lástima que tampoco aquí estuviera permitido hacer fotos.

Acabada la visita al Palacio fuimos hacia el puerto para embarcarnos en un mini crucero de cuarenta y cinco minutos (10 euros) por la costa de la ciudad. Vimos desde el mar lo que ya habíamos contemplado desde tierra, el Fuerte de San Nicolás y los molinos.

Fuerte de San Nicolás

Los molinos

La verdad es que me pareció bastante aburrido, pues el skyline de Rodas no es que sea ninguna maravilla.

Hospital de los Caballeros

Entrada al puerto

Era hora ya de ir al aeropuerto para tomar el vuelo hacia Santorini y me despedí de Rodas con un sabor agridulce pues francamente no acabó de gustarme esta ciudad. Sin duda su patrimonio histórico es de lo más interesante y su arquitectura gótica tiene un valor indiscutible, pero pese a ello no consiguió convencerme y en el trayecto en autobús hacia el aeropuerto aún me reafirmé en esta opinión pues lo único que vi fue una sobreexplotación de la costa con megahoteles y resorts destruyendo el paisaje . Definitivamente, me pareció lo más flojo del viaje por Grecia.

Anuncios

3 comentarios en “Grecia – Rodas: centro histórico

  1. Pingback: Grecia – Viaje a la cuna de nuestra civilización | postalesdelmundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s