Egipto – Aswan

El primer día en Aswan visitamos la Gran Presa, Filé y el Obelisco Inacabado y navegamos en faluca por el Nilo.

Procedentes del Cairo en un vuelo muy madrugador que nos dejó en Aswan a las 8:30 de la mañana nos recogió en el aeropuerto un coche (200LE, 10 euros) reservado previamente con el hotel. Pese a lo temprano de la hora ese día ya no nos daba tiempo de ir a Abu Simbel porque las excursiones hacia este lugar salen entre las 3 y las 4 de la madrugada, de forma que la primera mañana en la ciudad la llenamos con las visitas a la Gran Presa de Aswan, a Filé y al Obelisco Inacabado. El hotel nos consiguió un taxi (300LE, 15 euros) en ese mismo momento. Por la tarde, un paseo en faluca por el Nilo completó la jornada turística.

Globo granate: Gran Presa / globo amarillo: Filé / globo verde: Obelisco inacabado / globo morado: paseo en faluca

 Gran Presa de Aswan

La Gran Presa (30LE, 1,5 euros) que se construyó a 17 kilómetros de Aswan para controlar las crecidas del Nilo trajo consigo el incremento del suelo cultivable y la desaparición de las inundaciones anuales que tanta prosperidad habían representado en el pasado. También tuvo como consecuencia la pérdida de templos y monumentos que quedaron sumergidos para siempre. Algunos pudieron ser salvados, como por ejemplo el de Abu Simbel, cuyo traslado a una distancia prudencial tuvo una gran repercusión mundial en su momento. La historia es bonita y la obra de ingeniería, digna de cualquier faraón, pero el atractivo turístico de la Presa no conseguí verlo.

Gran Presa

Filé

Uno de los damnificados por la construcción de la presa, el complejo en el que se encontraba el templo de Isis, antes en la isla de Filé, se reubicó en la de Agilika con el mismo aspecto que tenía previamente. Para llegar hasta allí hay que negociar el traslado en barca; según la recepcionista del hotel un precio adecuado habría sido 100LE, pero nuestra capacidad de regateo es mínima y acabamos pagando 200LE (10 euros), otro de los muchos abusos que padecimos si tenemos en cuenta que es lo mismo que nos costó el traslado del aeropuerto al hotel o, sin ir más lejos, es lo que vale una cena para dos en un restaurante. En un mundo en que la mayoría de cosas no tiene precio fijo y todo se paga según lo espabilado que uno sea, ir de buena fe y no tener ganas de discutir significa arriesgarse a ser engañado más de una vez.

Embarcaciones para ir a Filé

El recinto de Filé (60LE, 3 euros) comprende varias construcciones, siendo la más importante el templo de Isis, edificado a caballo entre la época ptolemaica y la romana. A mí me pareció simplemente espectacular al ser el primero de estas características que vi porque al final, salvo algunas excepciones, la mayoría de templos que visitamos se asemejan bastante unos a otros y acabé un tanto saturada.

Templo de Isis desde el agua

Columnata y pilono de entrada al templo de Isis

Entrando al templo

Relieves del templo de Isis

Detalle del pilono de entrada

Columnata en la entrada al templo

En la isla también se encuentra el templo de Hathor, con sus columnas llenas de relieves.

Templo de Hathor

Templo de Hathor

Y entre los otros restos de templos y puertas destaca también el pabellón de Trajano, que volvimos a ver cuando ya nos alejábamos de la isla.

Pabellón de Trajano

Pabellón de Trajano

Obelisco inacabado

De vuelta hacia Aswan nos paramos en el Obelisco inacabado (40LE, 2 euros) que es, ni más ni menos, lo que su nombre indica, un obelisco que se dejó a medias al encontrarse una grieta y que yace en la cantera donde se empezó a construir.

Obelisco inacabado

Paseo en faluca

No hay viaje completo por Egipto si no se da un paseo en faluca por el Nilo y como nos quedaba toda la tarde por delante sin nada preparado de antemano decidimos hacerlo en ese momento. Las ofertas para embarcar son constantes, de hecho no se puede dar un paso por la Corniche sin que los diferentes barqueros asalten al turista con persecución incluida. Para evitar nuevamente regateos y discusiones inútiles preferimos contratar el servicio a través del hotel (100LE, 5 euros). Estuvimos una hora con una pareja de hermanos nubios tan agradables que quedamos para que al día siguiente nos acompañaran a la isla Elefantina a visitar los pueblos nubios, pero finalmente esta interesante iniciativa no llegó a buen puerto porque no pudimos volver a contactar con ellos. Una lástima porque al final tuvimos que ir solos y la experiencia resultó ser un desastre. Y una pena también que en octubre anochezca tan pronto ya que el paseo de una hora se me hizo cortísimo, de buena gana me habría quedado más rato pero ya era noche cerrada cuando volvimos al embarcadero.

Faluca en el Nilo

Aswan desde el Nilo

Faluca en el Nilo

Anochece en el Nilo

Una vez de vuelta a tierra firme aprovechamos para descansar y retirarnos a una hora prudente porque al día siguiente estaba planeada la excursión a Abu Simbel con el microbús que nos vendría a recoger al hotel a las cuatro de la madrugada.

Anuncios

6 comentarios en “Egipto – Aswan

  1. Pingback: Egipto – Viaje al país del Nilo | postalesdelmundo

  2. Pingback: Egipto – Abu Simbel | postalesdelmundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s